Welcome to Revista Zocalo   Clic para reproducir, clic en texto para pausar Welcome to Revista Zocalo Reproduce la nota
The current Bet365 opening offer for new customers is market-leading bet365 mobile app You can get a free bet right now when you open an account.

Pasmo y linchamiento de televisoras

Jenaro Villamil

“Soy Acapulco, soy Guerrero y éste es nuestro México”.

Con esta frase remataba el cantante Luis Miguel el spot de 30 segundos transmitido en TV Azteca y Televisa, apenas unas horas antes de que la bahía más famosa de México fuera devastada por la tormenta Manuel y Acapulco se convirtiera en símbolo de la negligencia con los habitantes y turistas.

Imágenes oníricas, filtros de luz para dar una sensación paradisiaca, la pose infaltable de Luis Miguel que siempre mira a tres cuartos de perfil, contenía este spot, uno de los tres que financió el gobierno de Ángel Aguirre para promover turísticamente a Acapulco.

Toda la campaña se derrumbó, literalmente. Los millones de pesos invertidos en las cadenas de televisión abierta se transformaron en imágenes de devastación, desesperación de turistas atrapados en la contingencia y la falta de información, y así como en las denuncias por la mala construcción de la Autopista del Sol.

Por supuesto, el divo mexicano no ha dicho nada para solidarizarse con los habitantes de la entidad que él promocionó. Mucho menos ha mencionado si dará conciertos gratuitos, como en su momento lo hizo el tenor Plácido Domingo, en solidaridad con los damnificados de los sismos del 19 y 20 de septiembre de 1985 en la Ciudad de México.

banner textos 01

Click to listen highlighted text!