Si no encuentra lo que busca, tal vez desee consultar nuestro material más reciente a partir de Enero del 2017

Puede consultar material a partir de Enero 2017 dando clic aqui.

 

Alfabetización mediática básica para el desarrollo de AL y el Caribe

El Auditorio del Centro Cultural Universitario Tlatelolco recibió, por primera vez, a expertos, académicos y representantes de organizaciones de nivel internacional para llevar a cabo el 1er. Foro de Alfabetización Mediática e Informacional en América Latina y el Caribe.

En el acto inaugural, Ernesto Velázquez Briseño, director de TV UNAM, expresó que estar alfabetizado “es más que saber leer y escribir, dice la Unesco incluiría también saber manejar otros códigos como el de los medios de comunicación audiovisual […]”

Enfrentar los retos de la brecha tecnológica e informacional no es tarea menor, foros como este son de suma importancia para el continente puesto que en América Latina “la nueva realidad del mundo contemporáneo coexiste con un profundo rezago social […] millones de nuestros habitantes aún padecen analfabetismo tradicional […] declaró igualmente Velázquez Briseño. En México existen “más de seis millones de personas que no saben leer ni escribir”, apuntó María Teresa Gallardo, coordinadora de Difusión Cultural de la UNAM.

A través de un mensaje grabado en video, el director general de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), Engida Getachew, exhortó a los asistentes a alcanzar el consenso, ya que “conseguir la alfabetización mediática e informacional para todos puede ayudar a lograr la agenda de desarrollo sustentable”.

Fueron muchos los temas discutidos durante los dos días que duró el encuentro. La primera conferencia magistral estuvo a cargo de Leonel Fernández, expresidente de República Dominicana.

Durante su participación habló de los Cursos Masivos en Línea (MOOC, sus siglas en inglés). Al respecto dijo: “La educación ha experimentado una dramática y radical revolución. La educación superior a nivel mundial ha sido impactada. Ha emergido un nuevo fenómeno comunicacional que ha cautivado el interés del mundo académico a nivel global”.

Estos cursos prometen ser de gran ayuda si se les aprovecha, pues éstos llegan a las personas a través de internet. Es posible tomar un curso de redacción o matemáticas impartido por el MIT o Harvard de manera gratuita y a distancia. Sin embargo, hay un reto para nuestro continente, ya que los cursos impartidos en español se reducen al 4 por ciento del total de la oferta, por lo que abrir más clases en línea impartidas en español es tarea fundamental.

Por otra parte, José Manuel Pérez Tornero, de la Universidad Autónoma de Barcelona, habló del momento que estamos viviendo y cómo podemos aprovechar o desaprovecharlo, puesto que internet cambió la forma en que se hacen las cosas.

“La web ha sido la gran imprenta conectada de nuestra época y ha multiplicado la capacidad de intervención, de participación de la gente en ella”, además de esto, señaló que gracias a los nuevos medios podemos gozar de una “transparencia inevitable e irreversible” y que la política no tiene más opción que desarrollarse con la participación: “necesitamos nuevas políticas públicas, necesitamos desde la conciencia personal lanzar un mensaje a quienes toman decisiones por nosotros”.

En una de las últimas sesiones se discutió acerca de la regulación y defensa de las audiencias, al respecto Carlos Magno, miembro de la Entidad Reguladora para la Comunicación Social de Portugal, dijo que “hay programas de televisión donde todos los días se violan los derechos humanos […] regular es obligar a cumplir los derechos humanos”.

Es por eso que urgió a considerar el tema de la alfabetización como decisivo para el futuro: “La alfabetización tiene que ser que todo el mundo sepa cómo se hace la comunicación y esta es la cuestión principal: que todo el mundo sepa cómo se están haciendo los contenidos con que nosotros somos bombardeados todos los días”.

Sin alfabetización mediática no se puede ser ciudadano real.

En entrevista con Vladimir Gaï, de Unesco Francia, quien dijo que la alfabetización mediática e informacional comenzó a ponerse en práctica no hace mucho, en comparación con la lucha que se tiene contra el analfabetismo tradicional. El primer evento formal, comenta, tuvo lugar en 1992, en Grunwald, Alemania. Ahí se revisaron los problemas que el mundo global enfrentaba en materia de medios de comunicación, ciudadanía, educación.

Pero ¿por qué si desde 1992 se han organizado conferencias y reuniones para actuar contra este problema, es hasta ahora que llega a nuestra región un foro? Gaï nos dice: “Europa está simplemente más desarrollada, para ser objetivos, que otros países”; debido a que en América Latina aún existen problemas sociales mayores y desigualdades sin resolver.

Europa ya podía lidiar con la alfabetización mediática e informacional “que desafortunadamente muchos consideran un problema secundario, un reto secundario”, nos dice el antiguo jefe de Medios de Comunicación y Sociedad de la Unesco en París.

Fue esta organización la que introdujo la noción de alfabetización mediática e informacional, puesto que antes sólo se hablaba de alfabetismo mediático, “pero ¿qué hay por ejemplo de la alfabetización computacional, de la alfabetización de internet, de la alfabetización en radiodifusión, de la alfabetización en libertad de expresión?” todos, aspectos importantes que se han aglomerado en el nuevo concepto.

Sin embargo, ¿cuál es la importancia real de este tipo de alfabetismo? ¿Por qué no basta con saber leer y escribir? Porque, nos dice Gaï, la gente debe entender qué es la comunicación. Es importante que la gente sepa cómo comunicarse y decodificar mensajes. Que cuando vean una noticia o un mensaje en los medios de comunicación sepan que es importante contrastar la información. Puesto que “[…] incluso si tomamos los medios digitales, los medios tradicionales no son siempre confiables”.

Hasta 2013, la Unesco informaba que “hay 793 millones de analfabetos, de los que el 63 por cientos son mujeres”. Y no obstante hay desarrollos tecnológicos impresionantes, que no sirven de nada si no sabemos utilizarlos. Vladimir señaló que en el mundo aproximadamente un billón de personas no tienen acceso a la radio; tienen teléfonos celulares pero no radio. Por lo que no tienen acceso a información, educación, entretenimiento.

El Sistema de Información de Tendencias Educativas en América Latina (SITEAL) publicó un informe en febrero de 2013, donde menciona un dato muy importante: “para fines de la década de 2000, en los 19 países de América Latina para los cuales se cuenta con información actualizada, el 8 por ciento de las personas de 15 años o más se declaran incapaces de leer y escribir un recado. El 7 por ciento de ellos, tienen menos de 25 años, lo cual echa por tierra la idea de que el analfabetismo es una consecuencia del funcionamiento deficitario de los sistemas educativos en el pasado”.

Es por eso que este tema es trascendental para el desarrollo de los países de la región “[…] de otra forma no pueden ser ciudadanos reales, no pueden participar en la vida pública, no pueden combatir la exclusión social, no pueden alzar la voz contra la pobreza, contra el hambre, contra el analfabetismo”, expresó Vladimir Gaï.